Me gusta el momento actual de Atresmedia

Hasta hace un tiempo la mayoría de mis horas frente al televisor las pasaba viendo Mediaset. No sé si fue lo poco que me gustó Gran Hermano VIP, la marcha de Risto del Chester, el despido de Cintora de Las mañanas de Cuatro o la poca emoción que me transmite la nueva edición de La Voz pero la balanza de mi tiempo televisivo se inclina cada vez más hacia Atresmedia. Antena 3 y La Sexta han sabido reaccionar al descontento de los espectadores de su principal competidor y nos está llevando a su terreno. Os cuento qué es lo que hace cada vez pulse más el 3 y el 6 en el mando a distancia:

En más de una ocasión he comentado que no me gusta Pablo Motos pero sí que me gusta El Hormiguero. Depende del invitado que vaya al programa tengo más o menos interés por verlo pero todos los días aunque solo sea unos minutos paso un rato escuchando a Trancas y Barrancas. Y sino siempre está Wyoming, que cuenta la actualidad del día en El Intermedio con un humor que me encanta.

Reconozco que antes veía Sálvame casi todas las tardes. Pero cada vez me provoca más rabia el cortijo de Jorge Javier y cada vez lo considero más denigrante. Desde que empezó Zapeando en La Sexta se ha convertido en uno de mis programas favoritos de la televisión española. Una franja horaria complicada en la que Atresmedia ha acertado con Frank Blanco y su equipo de colaboradores. Las risas sanas y la forma tan divertida de contar la actualidad hacen muy llevadera la hora de la digestión. Nunca he visto las series de la sobremesa de Antena 3, Amar es para siempre y El secreto de Puente Viejo. Pero conozco gente que las ve y que están enganchados. Y aunque yo no las vea me encanta que haya ficciones españolas. 

Fuente: La Sexta

Fuente: La Sexta

Otra muy buena opción me parecen los concursos de la tarde. He de decir que Ahora caigo, pese a mi predilección por Arturo Valls, ya se me hace un poco pesado. En cuanto a ¡Boom! no lo considero un gran formato pero para echar el rato y desconectar al final de la jornada está bien. Lo que más me gusta de estos programas es que los más pequeños de la casa disfrutan con ellos. Al menos hay algo para los niños por las tardes en las cadenas generalistas y eso hay que destacarlo. 

En La Sexta la noche de los domingos es deliciosa. Salvados con Jordi Évole y El Objetivo con Ana Pastor investigan temas que no todos los periodistas pueden contar y los transmiten de forma que todo tipo de audiencia pueda entenderlos. Y con la salida de Risto Mejide de la noche de los domingos de Cuatro ya no hay duda a la hora de elegir qué ver. También quiero destacar la labor de Equipo de investigación, el programa de los viernes por la noche en la misma cadena. Para quien esté harto de la monotonía de Vasile es perfecto.

Siguiendo con la actualidad no quiero olvidarme de Al rojo vivo. A media mañana Antonio García Ferreras presenta un formato muy cuidado y serio y me chifla escucharle hablar con la pasión con la que lo hace. Los sábados por la noche también me decanto por La Sexta. Un tiempo nuevo no termina de convencerme, no le encuentro un hilo conductor al programa, me despista y me aburre. Mientras, La Sexta Noche, independientemente de que tome partido por unas ideas u otras (cosa que a mí me parece normal), se ha convertido en la protagonista de mi pantalla cuando los sábados por la noche me quedo en casa.

También quiero destacar el cine que emiten tanto en La Sexta y en Antena 3. No soy mucho de ver películas en la tele, prefiero hacerlo en las salas de cine. Pero reconozco que Atresmedia escoge muy bien tanto las películas como el momento en el que las programa.

Y por si todo esto fuera poco ahora empiezan nuevos programas o nuevas temporadas de otros que me gustan mucho. Entre los estrenos espero con ansias Al rincón de pensar, el nuevo reto de Risto Mejide que tiene el éxito asegurado. El próximo lunes llega Vis a Vis, una serie muy prometedora que auguro que va a demostrar que en España también se puede hacer buena ficción. En verano comenzará la grabación de A lo Maya, y lo espero con ganas porque ya sabéis que soy fan de los realities. Y cuando es en su justa medida más aún. Lo bueno de una cadena es que haya variedad sin pasarse. Entre los regresos que más ganas tengo de disfrutar está Pekín Express. Es uno de mis concursos – realities preferidos. Además estoy deseando ver como presentadora a Cristina Pedroche. Pesadilla en la cocina y Top Chef son otros de los programas que me gustan de Atresmedia.

Se me quedan formatos en el tintero y hay otros que no me terminan de convencer. Pero hoy quería centrarme en lo que más me gusta y en lo que ha hecho que poco a poco fuera cambiando de preferencias a la hora de ver la televisión. En definitiva, Atresmedia está consiguiendo una mezcla de ingredientes muy interesante, con todos ellos bien combinados y sin explotar hasta el límite sus programas. 

Comparte esto:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on Pinterest

Add comment

Creado por Emotive Lab