Ya no hay nada que celebrar

Tras ocho capítulos ayer por la noche llegó a su fin Algo que celebrar. La comedia de Antena 3 le ha hecho frente a Alatriste semana tras semana y ha tenido unos datos de audiencia decentes. A las pocas semanas del comienzo Atresmedia anunció que no renovaría la serie por una segunda temporada. Normal. Aunque le he cogido cariño a los personajes y era una serie fácil de ver, que permitía desconectar al final del día, no tenía sentido que durase más tiempo. Ya comenté ayer que estoy a favor de que las temporadas de las series no sean muy largas y si solo hay una mejor. Por eso creo que ha sido un acierto cortar aquí. Todo lo que ocurría era muy previsible y como siguieran alargando las tramas al final lo que iban a conseguir era perder espectadores por rebuscar en algo que no tiene mucho fondo. Pasará a la historia de la cadena sin pena ni gloria, pero mientras se ha emitido ha sabido mantenerse.

Fuente: Atresmedia

Fuente: Atresmedia

Comparte esto:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on Pinterest

Add comment

Creado por Emotive Lab